Posts etiquetados ‘Chrysler 300 B’

CHRYSLER 300 B, 1956.

Publicado: noviembre 28, 2011 en AUTOS, CHRYSLER
Etiquetas:, , ,

Chrysler 300 B, 1956.  Escala 1:18

La serie 300 logro alcanzar grandes momentos, el primer modelo se llamo c-300 y en el año de 1956 le siguió el 300 B, que utilizo esa sigla para diferenciarse de su predecesor y daba continuidad al uso de las letras. Los modelos fueron evolucionando cada año hasta el 300 L que salió en 1965 y que tenia por primera vez un motor de 400 caballos dejando atrás los 300 caballos. Los 300 sirvieron para alimentar el ego de los conductores norteamericanos que podían conducir un sedán dotado con un sofisticado motor V-8, de un comportamiento comparable con los deportivos europeos, pero manteniendo las típicas características de los autos americanos.

En 1955, Chrysler introdujo el C 300. Los 300 caballos de fuerza fue la asignación por un motor Hemi equipado con dos etapas de cuatro carburadores, levantadores sólidos, colectores especiales y un amplio escape doble. Este vehículo dio a la Chrysler Corporation una doble imagen de rendimiento y deportivo, algo muy necesario en la era posterior a la Segunda Guerra Mundial. Muchos fabricantes europeos, como Jaguar y MG, había introducido vehículos de alta potencia, los fabricantes estadounidenses respondieron con el Chevrolet Corvette y el Ford Thunderbird. El Chrysler 300 fue un coche de altas prestaciones con un contemporáneo “Forward Look” diseñado por el ex-Studebaker Exner Virgil.

El Chrysler 300 fue equipado con una cámara hemisférica (Hemi) de combustión de  5.4 litros V-8 que producia 300 caballos de fuerza y tuvo una modificacion en la caja de cambios automática “PowerFlite, las molduras traseras fueron cortesía del Windsor mientras que la parrilla de dos piezas procedían del Imperial. Una suspensión mejorada se implemento para el manejo deportivo. Su precio base fue de $ 4,055.00.

Las ventas del C300 fueron impulsados ​​por su éxito en el circuito de Stock Car. El C 300 domino las arenas del circuito de Daytona Beach, Florida, donde ganó la categoría de producción y se llevó el trofeo de Tom McCahill, desde 1955 hasta 1957 fue el coche más rápido de América.  En 1959, un 300D  establecio un nuevo récord de velocidad en su clase alcanzando las 156.3 mph. Para 1956, Chrysler aumentó el desplazamiento de su motor Hemi a 5,8 litros y cambió el nombre por el 300 B.

Colección: OLA, México.

Anuncios